Los frutos secos en la alimentación infantil

Los frutos secos en la alimentación infantil

Los frutos secos son uno de los grupos de alimentos que generan más dudas cuando empezamos la alimentación complementaria, sobretodo por su riesgo de atragantamiento y porque recomendaciones antiguas impedían ofrecerlos a los bebés. Pero, ¿cuáles son las recomendaciones actuales en relación a los frutos secos?

¿A partir de qué edad se pueden ofrecer los frutos secos?

Los frutos secos se pueden ofrecer a partir de los 6 meses. No obstante, es importante ofrecerlos de una forma determinada ya que tienen un riesgo alto de atragantamiento. Recomendamos ofrecerlos molidos (en formato polvo, como harina) o en formato crema. En forma molida los podemos añadir en triturados, en cremas de verduras, en porridge, en tortitas o galletas caseras por ejemplo. En formato crema se puede untar en un trozo de pan integral sin sal o acompañando fruta. Es importante que las cremas de frutos secos no se ofrezcan a cucharadas directamente, ya que son muy espesas y podrían aumentar también el riesgo de atragantamiento.

¿Los frutos secos son alergénicos?

Si, los frutos secos son de los grupos más alergénicos, por lo que se recomienda incorporar cada fruto seco por sí solo y durante un mínimo de 3 días. Estaremos pendientes cuando lo ofrezcamos que no aparezca ningún signo de alergia. En caso de posible alergia o tengamos dudas, dejaremos de ofrecer el alimento en cuestión y consultaremos con nuestro pediatra.

Hay estudios que indican que en el caso por ejemplo del cacahuete (que aunque es una legumbre en muchas ocasiones se considera fruto seco por su forma en cáscara) si se ofrece durante el primer año de vida parece que disminuye el riesgo de alergia.

Por lo que si sois consumidores de frutos secos en casa, yo os recomiendo introducirlos durante el primer año de vida.

¿Los frutos secos tiene riesgo de atragantamiento?

Si, los frutos secos tienen un riesgo alto de atragantamiento si se ofrecen enteros o troceados, por este motivo es importante no ofrecerlos de esta forma a menores de 5 años. Son muy duros y podrían causar un atragantamiento. Recordad que es indispensable que toda familia haga un curso de primeros auxilios y conozca cuáles son las maniobras de desobstrucción de la vía aérea.

Para tener toda la información necesaria sobre el inicio de la alimentación complementaria y conocer qué alimentos ofrecer y cómo ofrecerlos, podéis asistir a mi charla online Introducción a la Alimentación Complementaria.



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *