¿Cuándo pasar al bebé a su habitación?

Una pregunta habitual que me hacen en consulta es… ¿cuándo deberíamos pasar a nuestro bebé a su habitación?

Y esta no es una pregunta que tenga una respuesta categórica, sino que en muchas ocasiones supone una decisión familiar. Para decidir el momento yo os recomiendo haceros tres preguntas:

¿Cuándo es el momento más seguro para pasar al bebé a su habitación?

La recomendación de las sociedades científicas es mantener al bebé en la habitación de sus padres como mínimo los primeros 6 meses de vida, ya que esto se ha visto que disminuye el riesgo de muerte súbita del lactante. Por el mismo motivo, sería aconsejable y preferible alargar esa recomendación hasta los 12 meses, que es lo que yo suelo recomendar en mi consulta.

Más allá de esa época, no hay ningún problema en que el niño/a siga durmiendo en la habitación de sus padres. Por lo que, cómo he comentado, trasladarle a su habitación supone una decisión familiar.

¿Cuándo es el mejor momento?

Antes de tomar la decisión de pasarle a su habitación, valoremos si es el momento adecuado y si no hay otros cambios en el entorno. Por ejemplo, recomendaría aplazar unas semanas o meses el paso a su habitación si justo ha nacido un hermanito/a, si hemos empezado la escuela, si acabamos de retirar el chupete… Un cambio a la vez.

¿Cómo hacerlo?

Como siempre, mi recomendación es hacerlo de la forma más respetuosa posible. Algunos consejos serían, en función de la edad de vuestro hijo/a:

  • Preparar el espacio juntos. Escoger las sábanas de la cama, hacerle partícipe del cambio y tenerle en cuenta.
  • Jugar en su habitación durante el día para que se pueda familiarizar con el espacio. También os recomiendo que un día entréis en su habitación y apaguéis la luz. Revisad el espacio, las formas, los objetos. A veces cuando hacemos eso nos damos cuenta que hay cosas que pueden dar miedo a los peques y no nos habíamos dado cuenta.
  • Hacer una transición suave. Explicarle que irá a su habitación. Podéis marcar un día concreto juntos, ponerlo en el calendario o incluso preparar una rutina visual para acompañar el cambio.
  • Podéis usar algún objeto para hacer la transición, por ejemplo su muñeco, peluche o manta favorita. Este objeto le dará seguridad.
  • Los primeros días ir entrando y saliendo de la habitación durante ratos pequeños, para que se vaya acostumbrando. Y si lo pide, nos quedaremos acompañándole a su lado hasta que se duerma.
  • Y por último, recordad que siempre podemos volver atrás si es necesario. Si tras unos días o semanas nos damos cuenta que no era el momento adecuado, o ha habido algún cambio importante inesperado en el entorno del peque, lo podemos posponer.
Dra. Anna Estapé - Pediatra
Dra. Anna Estapé - Pediatra
¡Hola! Mi nombre es Anna Estapé, soy madre de corazón y pediatra de vocación. Acompaño a las familias en el crecimiento de sus pequeños y cuido de lo más valioso de sus vidas, la salud de sus hijos/as, con mimo y sin prisas. Puedes encontrarme en mi consulta en Granollers (Barcelona).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Ir arriba